Que se haga costumbre: Rossi clave en los penales y Boca eliminó a River

Boca y River jugaron muy mal y empataron 0 a 0, pero el Xeneize encontró en los penales la victoria por Agustín Rossi y la mala puntería del rival.

Quizás haya tiempo para buscarle algún análisis justo a lo que fue el partido más chato que se haya visto en mucho tiempo. Pero como dijo Miguel Ángel Russo, a todos les vibra el corazón.

Boca no jugó bien, pero tuvo actitud. A este equipo habrá que cuestionarle muchos aspectos en lo colectivo y hasta en lo individual, ya que hay nombres que ofrecen muy poco, pero el momento no es ahora.

River no fue el cuco imparable que parecía en la previa, si bien generó más peligro, jamás llevó algo concreto que pueda llegar a detener un corazón salvo esa pelota que Bruno Zuculini desvió en la primera parte ¿Por el lado azul y oro? No hubo ni una situación clara que complique a Franco Armani.

Hubo sacrificio, ganas y poco fútbol, pero alcanzó para llevarlo merecidamente a los penales. Ninguno ofreció algo que en la balanza de la meritocracia haga buscar algún juicio que no considere que lo más justo eran los tiros desde el punto de penal.

Agustín Rossi, que rogamos que se le haga costumbre, le detuvo el remate a Julián Álvarez, Braian Romero falló y David Martínez convirtió, pero en el Xeneize no hubo fallos.

Marcos Rojo dejó sin chances a Armani, Juan Ramírez demostró categoría, Cristián Pavón lo fusiló y Carlos Izquierdoz, el capitán, selló la clasificación de Boca a los cuartos de final de la Copa Argentina 2020.

Botón volver arriba

Bloqueador de anuncios detectado

Nuestro sitio utiliza publicidad para subsistir. La publicidad que verás en nuestro sitio no es invasiva y podrás navegar con seguridad. Por favor, desactiva el bloqueador de publicidad y recargá la página para ver el contenido.